Club Obras Sanitarias

La Palabra de Axel Bachmann

El gran maestro Axel Bachmann, de 25 años y N°1 de Paraguay, será una de las grandes figuras que participarán de la 6a Copa Latinoamericana de Ajedrez que, a partir del jueves 19, se llevará a cabo en el Centro de Convenciones Dr. Arturo Frondizi (Laprida 150, en Vicente López); una competencia prevista a 9 ruedas, con u$s15.000, en premios y que convocó a casi 200 jugadores, entre ellos una docena de grandes maestros.

Bachmann, preclasificado N°1 por su fuerza Elo de 2614 puntos, es, sin dudas, la gran figura del ajedrez paraguayo y una de las mejores de América del momento; tras un paso de cinco años en Estados Unidos donde estudió Comercio Exterior en la Universidad de Texas, regresó en 2012 a su terruño natal, en Ciudad del Este y decidió apostar por una fuerte variante; relegó dinero y realidades y antepuso a un modo de vida de ensueño, preferentemente en blanco y negro
En menos de dos años, Bachman se convirtió en el ajedrecista paraguayo que a más temprana edad (25 años) logró el título de gran maestro y acumula en los últimos dieciocho meses una larga serie de primeros puestos.

-¿Qué te incentivó a jugar la Copa Latinoamericana?
-Me parece que se trata de un torneo muy interesante, que convocó a varios de los mejores exponentes de la región; algo no tan común en el ajedrez de Latinoamérica. Por todo ello, no tengo dudas que la Copa será una gran fiesta del ajedrez.

-¿Y, ser el primer preclasificado, te genera una presión extra?
-Sin lugar a dudas, el hecho de partir como favorito siempre genera una presión extra. A mí me gusta verle el lado positivo y ponerme como misión la de defender esa posición. Estoy seguro que va a ser una tarea muy difícil y, a priori, me parece que va a ser una competencia sumamente pareja en el que un pequeño detalle puede definir el curso del torneo.

Más allá de los logros en el exterior, con la obtención de primeros puestos en 2014 en Golden Sands Open (Bulgaria), Capelle La Grande y Open Rochefort (Francia), el joven Axel Bachmann acumula una serie de triunfos en la Argentina. Aquí se adjudicó el Abierto de la Legislatura, el Magistral Gráfica Yael y el Magistral Copa Aloas.

-Parece que la Argentina te trae suerte. ¿Vas a repetir en la Copa Latinoamericana?
-Siempre considere a la Argentina como mi segundo país; especialmente por el hecho de que mi mamá y la familia de esa parte son argentinos. El factor de sentirme a gusto en un lugar ayuda a que pueda jugar mejor y espero que esta Copa no sea la excepción.

Hace una semana Bachmann regresó a Paraguay luego de una breve gira en Europa; jugó en la Liga por equipos Catalana, en Barcelona y participó en los abiertos de Gibraltar y Capelle La Grande. En el primero, compartió el 3° puesto (10° en la clasificación final) entre 260 jugadores y en el segundo finalizó 23° entre 550 inscriptos.

-En Francia sumaste un empate con Chao Li -fue el ganador del torneo- y es el actual N°31 del mundo. ¿Ese fue tú mejor resultado en el ajedrez, o recordás algún otro?
-En Cappelle jugué un buen torneo, a pesar de haber perdido la última ronda. Entre esas partidas, tuve el empate con el campeón Li Chao (N°31 del mundo). Sin dudas fue un buen resultado pero me dejó la sensación de que pudo ser mejor aún, basándome en cómo se desarrolló la partida. ¿Si se trató de mi mejor labor?, creo que entre mis mayores logros deben estar los empates con Nakamura (N°3 del mundo) y Vitiugov (N°19) en Gibraltar, ambos con más ranking, ése fue un gran torneo para mí porque compartí el tercer puesto con figuras como Topalov y los fenómenos chinos Wei Yi y Hou Yifan.

-¿Quién es el mejor ajedrecista del momento, y por qué?
-Creo que actualmente el número 1 indiscutible es el noruego y campeón mundial Magnus Carlsen. El dominio en la gran mayoría de los torneos en los que que participa es la gran prueba de ello. Un peldaño atrás se encuentra el italiano Fabiano Caruana, quien necesita volver a encontrar su mejor versión si quiere amenazar a Magnus en algún momento.

-La última. ¿Cómo ves al ajedrez argentino; sus jugadores y al cambio dirigencial que hubo en la FADA?
-El tema de la dirigencia es un tema delicado y emitir cualquier opinión al respecto puede no ser lo más sensato de mi parte, especialmente, por el hecho de no ser un ajedrecista argentino. Como jugador de ajedrez que participa bastante en torneos realizados en Argentina,me da la sensación que actualmente se están organizando más torneos que antes y se siente, por lo menos desde afuera, que los jugadores y jugadoras tienen más apoyo.

El joven Axel Bachmann, todo un maestro; habla y piensa más allá del tablero.

FUENTE: Carlos Llardo para La Nación